sábado 13 de agosto de 2022 - Edición Nº1347

Nación | 30 nov 2021

Provincia de Buenos Aires

Los detalles del Presupuesto de Axel Kicillof 2022

El foco está puesto en potenciar una reactivación económica y productiva con inclusión social, y la continuidad del programa de obra pública de una escala sin precedente.


El proyecto prevé un gasto total para el 2022 de aproximadamente $3,1 billones.

El plan cuenta con seis ejes centrales:

Inversión en infraestructura y vivienda: aún en un contexto de pandemia, se inició un plan de obras sin precedentes. En 2022 se dará continuidad a las obras iniciadas en 2020 y 2021 y se profundizará el sendero de reconstrucción e integración de la Provincia, a partir de obras imprescindibles en todo el territorio bonaerense. El proyecto de presupuesto 2022 prevé inversiones en áreas clave para la Provincia, para garantizar el acceso de las y los bonaerenses a más y mejores servicios básicos, generando empleo de calidad y reduciendo déficits estructurales. El plan de inversiones incluye la mejora de rutas y caminos rurales, ensanche de calzadas, pavimentación de caminos productivos, obras de Iluminación vial; construcción de viviendas; y obras destinadas al mejoramiento y limpieza de cursos de agua en varios municipios de la provincia, entre otras. 

Promoción de la producción, el empleo y la inclusión social: El acelerado proceso de vacunación, permite contar con una recuperación económica que se profundiza mes a mes. El año 2022 será clave para consolidar la recuperación y avanzar en un sendero de crecimiento sostenido. Para ello, el rol del Estado provincial será muy importante y el presupuesto para 2022 así lo contempla. Las políticas de fomento a la producción, el empleo y la protección del medio ambiente contarán con inversiones récord, para lo cual el rol del Banco Provincia y las áreas correspondientes del ejecutivo provincial, seguirá siendo fundamental a través de programas de asistencia directa y líneas de crédito con tasas reducidas. A su vez, las políticas de inclusión social seguirán fortaleciéndose en términos reales, alcanzando niveles históricamente elevados.

Inversión en educación: Es una prioridad de la gestión alcanzar una educación pública de calidad. Por eso, se continuará invirtiendo en el fortalecimiento edilicio y en tecnología educativa de todas las escuelas de la Provincia, así como en los programas Escuelas a la Obra, el programa integral ATR de acompañamiento de las trayectorias educativas; y la Escuela Provincial de Formación de Equipos de Supervisión y Dirección.

Inversión en seguridad: El objetivo es seguir reforzando la inversión para contar con más policías, más formación, mejor equipamiento y mejor infraestructura. Se destacan el fortalecimiento del equipamiento de seguridad; la puesta en valor de dependencias policiales; y el Fondo Municipal de Fortalecimiento de la Seguridad.

Inversión en Salud: Una de las prioridades de la agenda es mantener y consolidar los avances en materia de salud pública en la etapa post pandemia. La inversión abarca medicamentos; insumos médicos; equipamiento sanitario para hospitales; el Programa materno infantil y nutrición PRO.M.I.N; Unidades de Pronta Atención; e Infraestructura en Centros de Atención Primaria; entre otros.

Perspectiva de género: Este será el primer presupuesto elaborado con perspectiva de género en la Provincia, entendiendo que la desigualdad de género es estructural y requiere ser atendida de manera urgente y de forma transversal. 

El proyecto de Ley Impositiva 2022 continúa con la premisa de dotar de mayor progresividad a la estructura tributaria, evitando aumentar la carga sobre la mayoría de las y los habitantes de la Provincia y haciendo hincapié en la solidaridad de los sectores con mayor capacidad contributiva. Atiende especialmente la realidad de las Pymes, que son el principal factor de generación de empleo. 

Respecto de ingresos brutos, no hay cambios en el esquema general de las alícuotas y  se elevan los topes de facturación para favorecer con alícuotas reducidas a una mayor cantidad de PyMEs. En cuanto a los impuestos patrimoniales, se establecen topes de crecimiento del gravamen respecto del año anterior, de modo tal que la mayoría de las y los contribuyentes tienen incrementos iguales o menores al 35%, es decir, que implica una reducción de la carga impositiva real.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS