viernes 21 de enero de 2022 - Edición Nº1143

Provincia | 1 dic 2021

Post elecciones

Jorge Macri asume en el gabinete de Larreta con plan bífido 2023

Es parte del acuerdo con el porteño para abrirle paso a Santilli en la provincia. El intendente de Vicente López va y después ve: la Ciudad o el regreso.


Jorge Macri y Horacio Rodríguez Larreta finalmente sellaron un acuerdo de beneficios mutuos. Entre los puntos principales está previsto que el intendente de Vicente López asuma entre el jueves y el viernes de esta semana como nuevo ministro de Gobierno porteño junto a un equipo de incondicionales, lo que le permitirá ganar exposición para pelear una candidatura ejecutiva en 2023. En contrapartida, el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires obtendrá volumen político de cara a la pelea interna para poder ir por la Casa Rosada dentro de dos años. Una salida win-win para terminar con la fricción entre bonaerenses y porteños amarillos.

Antes de eso, Macri pedirá licencia ante el Concejo Deliberante. En su lugar asumirá la concejala Soledad Martínez, una de las mujeres de máxima confianza del intendente y a quien impulsa como su sucesora natural. Con ese trámite listo, se espera que jure en el edificio de la calle Uspallata en reemplazo de Bruno Screnci, un dirigente porteño cercano al diputado nacional electo Diego Santilli. Este cambio estará acompañado por un nuevo organigrama que está en su última etapa de definición. 

Gabino Tapia, senador bonaerense con mandato hasta el 10 de diciembre, será el jefe de Gabinete del relanzado Ministerio de Gobierno, que tendrá cuatro subsecretararías. En este equipo estarán también César Torres, exdiputado provincial y apoderado del PRO, y Guillermo Romero, secretario de Hacienda de Vicente López entre 2011 y 2015. 

Con esta jugada, el jefe comunal se plantea dos objetivos: uno de corto y mediano plazo vinculado a mejorar la gestión del área metropolitana de Buenos Aires con programas y políticas para el transporte público, la seguridad, la salud y el medio ambiente con la Cuenca Matanza Riachuelo, por el que ya tuvo reuniones incluso con el jefe de Gabinete bonaerense, Martín Insaurralde; y otro de largo alcance vinculado a sus aspiraciones políticas. La principal meta es llegar con mayor exposición a la grilla de aspirantes de Juntos a la gobernación bonaerense, aunque quienes trabajan a diario con Macri no descartan que intente pelear por la sucesión de Rodríguez Larreta en la Ciudad.

Con la incorporación de Macri, el jefe de Gobierno porteño suma a sus filas a un dirigente de larga trayectoria bonaerense y de buenos vínculos con el ala dura del PRO en un movimiento que ordena parte de la interna partidaria y busca sumar adhesiones a sus aspiraciones de convertirse en el próximo presidente.

En las oficinas de la Ciudad de Buenos Aires no desconocen que, de esta forma, a Macri se le abre la posibilidad de pelear tanto por la jefatura porteña como por la gobernación bonaerense. "Hay un proyecto principal que es Larreta 2023, que podrá ordenarse en primarias, lo mismo que las demás candidaturas", aclaró una fuente de peso del larretismo.

En cualquier caso, el largo camino hacia las elecciones ejecutivas se anticipa escarpado. En territorio porteño se anotan, como mínimo, Martín Louseau y María Eugenia Vidal, que también sueña con ser presidenta; y en el ámbito bonaerense se alistan varios intendentes, como Néstor Grindetti (Lanús) y Julio Garro (La Plata), además del presidente del bloque del PRO en la Cámara de Diputados, Cristian Ritondo.

Fuente: Letra P / Pablo Lapuente.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS